martes, 18 de marzo de 2014


               


SUEÑO AMOROSO, VEN A QUIEN ESPERA

 
¿Para qué despertar, si el día espera
al final de los sueños, acechando?
¿Para qué unas palabras, si más tarde
se las lleva el silencio fríamente?

Estrellas, os lo ruego,
decidme dónde brilla lo que busco;
iluminad mis ojos, aún cerrados;
descended a mi cuerpo fugitivo.
Yo no despertaré cuando él regrese,
ni escapará un suspiro enamorado,
para que no se note
que estoy velando en sueños y en silencio.


                                                          (de VIVIR POR DENTRO, 1992)

Lienzo de Mónica Fagan

No hay comentarios:

Publicar un comentario